333 813 3492 / 333 813 3493 / 333 813 3616 neurocirugia@drrubencardenas.com

Vicios posturales y sus consecuencias

Vicios posturales

Los vicios posturales, son posiciones comunes que adoptamos y modifican la composición de la columna.

La causa se asocia a una debilidad muscular provocada por la falta de movimiento o también por un raquitismo anterior, un trastorno en la mineralización ósea.

 

Ejemplos de vicios posturales

Uno de los vicios posturales más comunes es el llamado “text neck”, que consiste doblar el cuello para abajo repetidas veces y de manera prolongada para poder utilizar los dispositivos móviles. Esto que provoca dolor y rigidez cervical, mala postura, dolor de espalda, cefaleas, tendinopatías, etcétera.

Otros vicios posturales sumamente comunes son: cruzar las piernas, cargar mochilas con más peso del recomendado, apoyar todo el peso en una pierna al pararse, sentarse con objetos en el bolso trasero del pantalón, etcétera.

 

Consecuencias

Todas estas posturas, aunque sean más cómodas momentáneamente, con el tiempo pueden llegar a causar problemas de circulación, dolores constantes y deformidades en la columna vertebral.   

Existen 4 aspectos comunes de los vicios posturales, puedes ver un ejemplo de cada uno en la imagen de arriba.

1.- Cifosis: una pequeña joroba.
2.- Lordosis: hundimiento de la espina dorsal.
3.- Cifo-lordosis: malformaciones en la espina dorsal, una en las vértebras torácicas y otra en las vértebras lumbares.
4.- Dorso plano: La espalda es anormalmente recta.

 

Tratamiento

Los tratamientos para aliviar los síntomas de los vicios de postura pueden incluir medicamentos para reducir el dolor, ejercicios para la correcta movilidad y fortalecimiento muscular, y fisioterapia para rehabilitar las áreas afectadas y devolver la forma natural a la columna.

 

Cómo evitar los vicios posturales

No hay mejor remedio que estar consciente de tus movimientos y posturas. Al principio será un poco difícil estar al pendiente de cada cambio de posición, pero con el tiempo será más sencillo poner atención a los movimientos.

Si detectas que estás distribuyendo mal el peso de tu cuerpo, que estás doblando mucho tu cuello o que ya duraste demasiado tiempo en una misma posición, cambia tu postura inmediatamente. Esto evitará dolores muy molestos y mantendrá tu columna alineada.

Si algún vicio postural ya ha perjudicado tu columna vertebral, pide una consulta con el Dr. Rubén Cárdenas, él es un neurocirujano experto en padecimientos de la columna, seguramente te podrá ayudar.

¡Comparte esta información!

Call Now ButtonHaz tu cita